El rosa está asociado a lo femenino y es por ello que suele ser el color en que primero pensamos al saber que viene una niña en camino. El blanco suele ser la opción obvia para combinar, pero ¿qué tal revisar otras opciones?

Si has optado por un diseño femenino, la combinación gris – rosa – blanco, creará una atmósfera delicada, moderna y muy dulce.

El diseño de la cuna o cama cuna será de gran importancia tanto para la selección de la lencería como para el resto de muebles y accesorios.

Si te decidiste por una decoración temática, puedes usarla tanto en la lencería de la cuna como en cuadros y cojines.

 

La paleta de colores preferida suele ser en tonos pastel, pero también se pueden elegir tonos medios o intensos de acuerdo a los gustos personales. Al escoger colores más oscuros tenga en cuenta no saturar el espacio ya que puede hacer ver la habitación más oscura llegando a dificultar la relajación en ese espacio.

Pues combinar también el rosa con varios tonos de gris. En este caso el rosa se está usando para realzar detalles y puede llevar esa idea al resto de la decoración en la habitación.

 

 

Para los muebles puede escoger entre blancos, grises, madera natural clara u oscura.

Puedes llevar el diseño a todo: nidos, cortinas y por supuesto a las toallas y salidas de baño.

 

 

Combinando colores que se complementen podemos crear espacios limpios, elegantes y muy modernos.

Más ideas:

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.